Décimo segunda semana de embarazo

La madre en la décimo segunda semana de embarazo

En esta semana duodécima la embarazada experimentará un cambio fisiológico en la piel: la tendrá más suave. Es probable que se den problemas de acné, pero solo en casos excepcionales y es solo temporal. Es importante que no se exponga demasiado tiempo en el sol, ya que la piel es sensible en este tiempo y puede generar pequeñas manchas.

Por su parte el vientre comenzará a incrementarse y habrá un notable aumento en las  tallas de la ropa y del sujetador. En estos momentos las embarazadas pueden pasar crisis más psicológicas que reales que provienen de la bajada de la autoestima al aumentar de peso tan rápido. Es importante que se mantenga el ánimo y que no afecte este cambio pues es el mejor síntoma de salud.

Como nota positiva del embarazo en esta semana desaparecen las náuseas del principio y los dolores, pero existe la posibilidad de sensación de ardor en el estómago, por lo que es recomendable evitar ingerir el consumo de grasas saturadas.

La alimentación debe ser cuidada y equilibrada, incrementando las dosis de calcio y ácido fólico por el bien de los dos.

 

El bebé en la decimo segunda semana de embarazo

El feto en esta semana, penúltima del primer trimestre, tendrá desarrollados los principales órganos (estómago, hígado, los pulmones y los intestinos), además del cuerpo, que está perfilándose casi perfectamente, y la cabeza, que comienza a tener una forma más redonda. La embarazada podrá notar más perfectamente el latido del corazón.

Por último las mediadas del feto será ya de unos seis centímetros y pesa unos 14 gramos al término de esta.


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.