Objetivos de la FISIOTERAPIA PEDIÁTRICA

La fisioterapia en niños cuenta con diferentes estrategias terapéuticas que ayudan a los profesionales a trabajar con los más pequeños de cara a solucionar problemas físicos de diferente índole. A través de estas prácticas se busca que niños y niñas puedan tener un mejor nivel funcional, especialmente en aquellos que poseen dificultades motoras en edades que van desde los 0 hasta los 18 años.

¿Qué es la fisioterapia pediátrica?

Este tipo de fisioterapia está orientada al trabajo con bebés y niños pequeños. La realiza un profesional especializado en diagnóstico y tratamiento de pequeños, ya que los niveles de desarrollo y control del cuerpo en edades tempranas son muy diferentes a los de edades avanzadas. Muchas veces se recomienda el trabajo con estos profesionales ante indicios de desórdenes y alteraciones congénitas que pueden manifestarse a nivel neuromuscular o musculoesquelético.

Las estrategias de fisioterapia en niños apuntan a lograr una mejora en las habilidades motoras de niños y niñas, en el equilibrio, fuerza, resistencia, coordinación y en la integración sensorial. Por eso los profesionales tienen un nivel de especialización diferente teniendo en cuenta que trabajan con niños y niñas de edades muy pequeñas.

Objetivos de la fisioterapia pediátrica

Los profesionales de fisioterapia pediátrica tienden a tener un rol importante en la recuperación de los pacientes más pequeños ante diferentes síntomas o problemáticas de salud, entre ellas:

  • Problemas respiratorios (ayudando a reducir obstrucciones broncopulmonares por exceso de mucosa, prevención de infecciones y liberación de vías respiratorias)
  • Cólicos del lactante
  • Problemas traumatológicos (caídas, luxaciones y golpes)
  • Problemas de tipo ortopédico (deformidades en tórax o pies, retraso en el gateo o manejo de las manos, codos en varo, pie plano, escoliosis, etc.)

El trabajo de los fisioterapeutas pediátricos tendrá mejores resultados mientras más rápido se empiece a trabajar en las dolencias o afecciones que puede tener el bebé. Por este motivo es importante realizar una primera visita ante cualquier indicio y recomendación de un médico clínico.

Los especialistas en fisioterapia pediátrica llevan adelante pruebas exhaustivas para valorar los aspectos motrices, cognitivos, sensoriales y motivacionales del paciente, buscando detectar los aspectos que necesitan algún tipo de corrección o asistencia. Los resultados permitirán aplicar el protocolo correspondiente de acuerdo al diagnóstico y las posibilidades de acción del profesional.

Trabajo complementario con otros médicos

Otro aspecto importante a tener en cuenta, es la labor complementario de la fisioterapia. En conjunto con otros médicos, los fisioterapeutas pediátricos podrán trabajar de una forma organizada y abordando desde las distintas áreas la recuperación del paciente. Por eso es importante que se realicen los análisis y diagnósticos lo más pronto posible para que todo el equipo médico conozca las características del paciente y la mejor forma de trabajar en su recuperación.

Con el paso de los años la fisioterapia pediátrica se ha vuelto mucho más solicitada, entendiendo que existen pacientes que por diferentes motivos requieren el trabajo de estos profesionales que ayudan a recuperar un control y un desarrollo normal del cuerpo a partir de enfermedades congénitas o accidentes que pueden retrasar o modificar el dominio del cuerpo del niño o niña.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.