HIDROTERAPIA ¿Qué es? BENEFICIOS y Recomendaciones

¿Qué es la hidroterapia?

La hidroterapia se define como el uso del agua como terapia. Propiedades del agua como la presión o la temperatura resultan altamente favorecedores para tratar diversas dolencias, como, por ejemplo, las musculares. Los chorros de agua a presión, los vahos, los baños y las actividades en la piscina favorecen la recuperación muscular.

Beneficios de la Hidroterapia
Beneficios de la HIDROTERAPIA. Recomendaciones

¿Por qué es tan beneficiosa la hidroterapia?

En el caso de los deportistas, la hidroterapia es particularmente beneficiosa, ya que permite “entrenar” (hacer ejercicios dentro del agua, por ejemplo) sin que las articulaciones o la lesión empeoren. Esto es debido a la escasa resistencia que ofrece el agua, por lo que los movimientos, aunque sean los mismos que en seco, son mucho más suaves para músculos y huesos.

La hidroterapia es el tratamiento que se lleva a cabo con el agua.  Este agua se suele usar a diferentes temperaturas alternando entre muy fría, media y caliente. El tratamiento es corporal y se leva a cabo en la zona lesionada.

Existen dos formas de hacer esta terapia.

  1. La primera es por medio de baños normales (para personas de movilidad reducida en su mayoría)
  2. la segunda es por medio de chorros de agua a presión. Este agua puede tener productos agregados  que hacen más notable su acción mejorando la circulación y el sistema nervioso.

Las duchas de agua caliente, de por si, mejoran la circulación porque abren los vasos sanguíneos, por el contrario, e agua fría, consigue el efecto contrario, reduciendo la circulación en la piel pero aumentando de forma notable en sus órganos internos.

Los balnearios, reino de la hidroterapia

Existen varios balnearios de aguas termales que ayudan a personas que han sufrido accidentes o lesiones. Ya en la antigua Roma, se llevaban a cabo estos baños por sus diferentes beneficios para el organismo.  Estos beneficios son conocidos en todo el mundo y en todo tipo de lesiones. no importa que fuera durante la práctica de algún deporte o en el trabajo. También se conocen sus beneficios antiestrés que ayudan a las personas a relajarse.

La hidroterapia es una medicina alternativa que no tiene ningún tipo de edad para empezar a hacerla, por lo que niños y mayores pueden beneficiarse tranquilamente de ella.

En enfermos del corazón o personas con la tensión alta  e incluso mujeres embarazadas, no es aconsejable aplicarla bajo ningún motivo.

La mejor forma de hacer un tratamiento de este tipo es acercarnos a uno de los cientos de balnearios de aguas termales que hay en España.   El más famosos y el que mejor crítica tiene es el balneario de Ledesma.

Modalidades de hidroterapia

Hidroterapia en BalneariosEntre las distintas modalidades terapéuticas de la hidroterapia se encuentran, como comentábamos, los baños, que pueden ser de simples (un tanque de agua frí­a o caliente, en el que se introduce al paciente), de vapor (proyectar vapor a gran temperatura sobre la zona de la lesión), de contraste (los llamados baños escoceses, que combinan agua a distintas temperaturas) o el hidromasaje termal, para activar la circulación de la sangre.

Los chorros de agua consisten en aplicar, desde un solo punto, agua a mucha presión sobre la zona a tratar. La ducha, en cambio, emite el agua de manera más fragmentada. También existe la posibilidad de aplicar compresas, es decir, paños empapados en agua frí­a o caliente que se aplican en el punto afectado.

La hidroterapia consiste en la utilización del agua, y de todas sus propiedades con fines terapéuticos, y es que el agua, sea cual sea la temperatura a la que se encuentre o el estado en el que se utilice, tiene finalidades curativas, en cuanto a enfermedades y lesiones, esta técnica se viene utilizando desde tiempos inmemoriales, se dice que se comenzó a utilizar en la antigua Grecia. Para aplicar la hidroterapia hay diversas formas, ya sea mediantes chorros, baños, duchas, abluciones…Chorros de Hidroterapia

En cuanto a los baños se pueden aplicar de muchas formas, y es que hay una gran variedad en cuanto a este tipo, pueden ser baños totales o parciales, variando la temperatura de los mismos según la funcionalidad y el tipo de baño que sea.

  • Baños simples: Son aquellos se llevan a cabo en la bañera, y que con ellos el paciente se relaja, ya sean frí­os o calientes.
  • Baños parciales: Son lo que se realizan por una parte concreta del cuerpo.
  • Baños de vapor: A través del vapor a una gran temperatura se lanza sobre la zona en la que se quiera, la cual se encuentra tapada con una toalla.
  • Baños de contraste: En esta ocasión se van cambiando los baños a diversas temperaturas.
  • Baños de remolino: Se realiza con presión sobre la parte del cuerpo que se quiera curar.
  • Baños galvánicos: En este tipo de baños se combinan tanto el agua como la electricidad.
  • Hidromasaje termal: Es un baño con agua azufrada que activa la circulación sanguí­nea.

Otro tipo de hidroterapia es mediante duchas, su efecto se realiza a través de la presión que el agua ocasiona al salir de la ducha. En este tipo, se pueden aplicar distintas presiones según la fuerza con la que se decida emplear el agua.

También podemos encontrar los chorros, de los que su aplicación se basa en la emisión de agua a alta presión a través de un solo agujero lo que permite concentrar la acción sobre un punto determinado.

Otro tipo de esta técnica son los aditivos, que son complementos que se utilizan con el agua, y que tienen diversas finalidades.

Por último encontramos tanto los lavados, que se realizan con un paño húmedo, las compresas, que con envolturas con las que se curan heridas y las abluciones, que es el agua que directamente se derrama sobre el cuerpo.

BENEFICIOS de la hidroterapia

HidrocinesiterapiaEn la hidroterapia se utiliza las propiedades fí­sicas del agua con fines curativos a través de sus propiedades térmicas y mecánicas. El efecto del agua hace que sea excelente como un tratamiento terapéutico. Dichos efectos logran ser psicológicos y mecánicos.

La hidroterapia tiene resultado psicológico en la patologí­a en la cual el agua favorece al movimiento y reduce las resistencias, de tal manera que el individuo efectúa acciones o movimientos que de otra manera sería imposible de realizar. La baja temperatura del agua (frí­a) causa una sensación de estí­mulo mientras que por el contrario una temperatura elevada del agua (caliente) provoca un estado de relajación, sueño y sedación. Así­ mismo los tratamientos grupales acrecientan el grado de relación con otros pacientes y los lleva a un efecto benéfico

.Los beneficios mecánicos: Los factores mecánicos hidrostáticos se originan por la presión que ejerce un lí­quido sobre un cuerpo sumergido (presión hidrostática). El cuerpo de un paciente sumergido en el agua disminuye notablemente su peso. Dicho principio hidrostático asegura beneficios en la inmersión por que descarga las extremidades y nos permite la carga precoz (dentro de una piscina). Ayuda a la movilización activa en caso de la pérdida de la fuerza en los músculos. Distribuye el flujo sanguí­neo, ayudando así­ el retorno venoso de los miembros inferiores.Factores hidrodinámicos: el movimiento pausado no halla resistencia apreciable y a más velocidad, es mayor la resistencia .El incremento de la superficie (aletas) aumenta el trabajo muscular y la resistencia.

Hidroterapia para la recuperación muscular

La hidroterapia se define como el uso del agua como terapia. Propiedades del agua como la presión o la temperatura resultan altamente favorecedores para tratar diversas dolencias, como, por ejemplo, las musculares. Los chorros de agua a presión, los vahos, los baños y las actividades en la piscina favorecen la recuperación muscular.

¿Por qué es tan beneficiosa la hidroterapia?

En el caso de los deportistas, la hidroterapia es particularmente beneficiosa, ya que permite “entrenar” (hacer ejercicios dentro del agua, por ejemplo) sin que las articulaciones o la lesión empeoren. Esto es debido a la escasa resistencia que ofrece el agua, por lo que los movimientos, aunque sean los mismos que en seco, son mucho más suaves para músculos y huesos.

La hidroterapia fomenta la promoción de la salud a partir de tratamientos terapéuticos que convierten el agua en un medio beneficioso para el bienestar. Distintos centros activan el uso de la hidroterapia. Por ejemplo, las saunas, los balnearios, los spas o las termas.

¿Cuáles son los beneficios de la hidroterapia?

Beneficios Saludables de la HidroterapiaProduce positivos efectos de salud al mejorar la circulación sanguínea. También fortalece el sistema inmunitario. Desde el punto de vista muscular, incrementa el bienestar generalizado del cuerpo al destensar posibles puntos de tensión. El tratamiento de hidroterapia también es terapéutico para prevenir la depresión, así como para fomentar la recuperación una vez hecho el diagnóstico. Ya que reduce el estrés de forma directa.

Sin embargo, más allá de los beneficios terapéuticos de la hidroterapia, no está indicado para todas las personas. Por ejemplo, puede tener algún tipo de contraindicación en el caso de sufrir algún problema de hipertención, diabetes o trastornos cardiovasculares. Sin embargo, ante cualquier duda, siempre es mejor que consultes con tu médico que es quien mejor puede asesorarte de un modo personalizado.

Los balnearios se han actualizado de forma notable, actualmente, muchos centros muestran instalaciones cuidadas que hacen de la experiencia de esos lugares un disfrute de los sentidos a partir de la paz que inspiran. Los tratamientos del balneario también pueden ser terapéuticos para tratar los reumatismos asociados a la edad.

Además, el contexto acuático también potencia la libertad de movimientos de una persona con un menor nivel de esfuerzo. El agua representa el valor de la pureza, por esta razón, la hidroterapia utiliza los recursos medicinales del agua ya sea por su valor mecánico o térmico. Solo hay que echar la vista al pasado para tomar conciencia de cómo la hidroterapia se ha actualizado en la forma pero no en el fondo. Ya que las temas son una práctica con siglos de historia. La hidroterapia está presente en muchas formas diferentes, por ejemplo, también puedes relajarte en un jacuzzi, es decir, un bañera con efecto de hidromasaje que aporta un placer integral.

Desde el punto de vista terapéutico, la hidroterapia también tiene cierto efecto relajante, por esta razón, es un calmante para aliviar ciertas molestias físicas. Es decir, reduce la percepción del dolor. Por otra parte, otra de las razones por las que merece la pena disfrutar del momento presente disfrutando de los beneficios de la hidroterapia es que mejora el control de la respiración, algo esencial ya que este es un pilar básico del bienestar.

La hidroterapia no solo ofrece bienestar físico sino que también mejora la salud emocional al aliviar la ansiedad y la tensión anímica que puedes vivir por diferentes factores de la rutina cotidiana. El turismo de salud va en aumento, es decir, cada vez más personas deciden dedicar su fin de semana al placer de descansar. Sin embargo, incluso en tu propia ciudad puedes disfrutar de la hidroterapia de un modo habitual si, por ejemplo, asistes a un spa. Allí encontrarás circuitos de piscinas de agua caliente, fría o templada.

RECOMENDACIONES en hidroterapia

La hidroterapia, se lleva a cabo habitualmente en grandes centros de rehabilitación y en balnearios o piscinas previamente adaptadas para este uso.

Pero presten atención; para beneficiarnos de las propiedades del agua, no es necesario acudir a uno de estos centros, algunas operaciones pueden realizarse en casa.

El concepto es dudoso en cuanto a las propiedades curativas de las aguas terminales, la medicina tradicional siempre pone en tela de juicio esta afirmación popular.

Pero sabido es que las aguas termales tienen un alto contenido de minerales lo que puede llegar a constituir un tratamiento terapéutico alternativo.

En un principio las aguas mas interesantes para nosotros serian las calientes, esta son un calmante natural contra los procesos inflamatorios, ya que provoca una reducción del dolor y alivia la tensión en la zona afectada.

Los procesos inflamatorios agudos (como la artritis) requieren de estí­mulos frí­os, mientras que para los procesos crónicos degenerativos se aconseja el estimulo con agua caliente.

terapia en el aguaA continuación algunos tips a disposición de los lectores por parte de FisioStar, recuerde que estamos para informar pero sobre todo para ayudarlo a lograr una mejor calidad de vida.

  • Algunas de estas aplicaciones pueden ser realizadas en la tranquilidad del hogar y verá que con el tiempo logrará una mejorí­a.
  • No se debe aplicar estilos frí­os sobre la piel frí­a.
    Cuando en una zona de su cuerpo “sienta frí­o” (aunque sea leve), no realice operaciones con elementos frí­os.
  • No realice ejercicios acuáticos o aplique procesos acuáticos luego de las comidas. Tampoco se recomienda cuando cuenta con altos grados de estrés o situaciones que no le permitan conseguir un reposo y relax total.
  • Si siente bienestar es una señal positiva de lo que esta haciendo es lo correcto, de lo contrario termina con el proceso.
  • Aunque no lo crea, es muy beneficioso cepillarse el cuerpo en seco, todas las mañanas. De esta forma estimulamos la circulación de la sangre, además ayuda a activar el metabolismo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.