Aplicaciones de los ultrasonidos terapéuticos

Aunque los ultrasonidos terapéuticos son utilizados habitualmente en aplicaciones industriales,  en la ingenierí­a civil e, incluso, como repelentes de insecto, uno de sus usos más interesantes se encuentra en la medicina.

En este campo, los ultrasonidos son un tipo de terapia utilizada para tratar distintas afecciones. También se aplica al diagnóstico por imágenes: la máquina de ultrasonido crea imágenes que permiten examinar varios órganos en el cuerpo.

Vamos a estudiar alguna de las aplicaciones terapéuticas de los ultrasonidos


 Fisioterapia: Los beneficios del ultrasonido terapéutico en este ámbito son de dos tipos: térmicos y no térmicos. Esta estimulación fí­sica parece mejorar la capacidad de reparación celular en la respuesta a las inflamaciones. La fisioterapia con ultrasonidos suele recomendarse para tratamiento de músculos y articulaciones, aunque no existe evidencia clara de su efectividad.

Absorción de medicamentos: Los ultrasonidos se usan en varias terapias medicamentosas para mejorar su absorción en tejidos predeterminados, incluyendo la absorción transdérmica, la concentración de quimioterapia en el tumor o la disposición de drogas trombolí­ticas en un coágulo sanguí­neo. Adicionalmente se ha aplicado para facilitar la soldadura en una fractura ósea. Tratamiento de litiasis: En la litiasis se utiliza como complemento a la cirugí­a, facilitando la extracción de cálculos grandes mediante su previa desintegración.

Limpieza dental: El ultrasonido se usa en odontologí­a para la eliminación del sarro depositado sobre el esmalte.

Cirugí­a estética:Los ultrasonidos ayudan en los tratamientos de mesoterapia y como complemento en lipoescultura, así­ como para reducir cicatrices.



Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.